En el año en el que la Play Statión 2 saca el mítico Fifa 98, juego que revolucionó el mundo del fútbol, se jugó en el Camp Nou de Barcelona un partido tan mítico, memorable, como tremebundo, con un guión tan dramático, digno del mejor cine de suspense.

Los alemanes capitaneados por el gran Oliver Khan y su dura generación alemana, lograron anotar un primer gol que defendieron con uñas y dientes durante los 90 minutos de juego. Pero en el 91 tras un saque de córner de David Beckham el jugador del Manchester Sheringham remataba el balón dentro de la portería empatando el partido. Justo o no, ahí estaba el ordago de los ingleses. Los alemanes no daban crédito mientras que los ingleses respiraron tras lograr algo que habían trabajado durante todo el partido, tras un acoso y derribo a la portería alemana sin tregua.

Pero cuando la prorroga se veía en el horizonte para ambos equipos, en el ya conocido minuto Sergio Ramos se botó un último córner por Beckham, rematado nuevamente por Sheringham, y bajo la línea de gol Solskjær introduce de nuevo el balón en la portería germana.

En esos momentos todos los jugadores del Bayer se tiran al suelo sin fuerzas para continuar, fruto de la desesperación, imágenes históricas de una final que pasará a la historia sin duda.

¿Viste el partido? ¿Fue justo? ¿Los alemanes se asustaron demasiado tal y como yo recuerdo? ¿De que lado estabas? deja tus comentarios en nuestra web y muchas gracias por participar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *